Martes 03 de Agosto de 2021

Transmisión en vivo
Play

Sin transmisión

Agenda del día
Sin Actividades Legislativas

TEMA
DEL DÍA

AL INSTANTE

Noticias

Principal / 

Piden diputados que terreno de la Sedena, colindante al Bosque de Chapultepec, sea donado a la Ciudad de México

Piden diputados que terreno de la Sedena, colindante al Bosque de Chapultepec, sea donado a la Ciudad de México

27 de Marzo de 2018

- Solicitan que mediante consulta ciudadana, los habitantes de la ciudad determinen el destino de esta área

- Informa que se trata de un terreno con una superficie de un millón 255 mil 276 metros cuadrados


El diputado José Alfonso Suárez del Real y Aguilera solicitó a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), al Instituto de Administración y Avalúos de Bienes Nacionales que las instalaciones militares colindantes al Bosque de Chapultepec sean donadas a la Ciudad de México.

Mediante un punto de acuerdo, el legislador precisó que se trata de un área de valor ambiental, cuya superficie es de 1,255,276 metros cuadrados, ubicada en la Avenida Vasco de Quiroga número 1401, Colonia Santa Fe, Delegación Álvaro Obregón, Ciudad de México.

El diputado sostuvo que, de aceptarse la propuesta, el terreno se convertiría en la 4ª Sección de Chapultepec, el pulmón más grande de la capital del país, y que, mediante consulta ciudadana, los habitantes de la Ciudad deberán elegir su destino.

Señaló que tal exhorto se realiza debido a que el 24 de enero del 2018, en el Diario Oficial de la Federación, se publicó el ACUERDO por el que “se desincorpora del régimen de dominio público de la Federación y se autoriza su venta a través del organismo público descentralizado denominado Servicio de Administración y Enajenación de Bienes”.

Con base en ese documento, precisó Suárez del Real, el terreno se considera que no es necesario para los militares y no ofrece ningún uso para otras instituciones públicas.

Sin embargo, agregó, diversos medios de comunicación han dado a conocer que el terreno tiene un alto potencial inmobiliario, con casi cuatro veces el tamaño de Disneylandia y es una de las últimas grandes franjas de tierra no desarrollada en la Ciudad de México.

Lo anterior, es preocupante porque se trata de un área cuyo valor natural es alto, sobre todo en una ciudad con cada vez menos espacios verdes y una inmensa necesidad de recarga de los mantos acuíferos, concluyó.